En la lista se encuentra el condón como único método que te protege de las ITS. También está el nada confiable retiro que no es recomendado por ningún profesional de la salud pero es muy popular entre los jóvenes.

Foto: Imagen libre

¿Qué método anticonceptivo es el mejor para mi? ¿Cuán eficaz es el que uso actualmente? Estas son algunas de las preguntas que nos hacemos desde que nos iniciamos en la vida sexual. Si ya has tenido algunos sustos con tus campos de fuerza anti bendiciones es hora de que conozcas la eficacia de los cinco métodos anticonceptivos más usados en Perú según la ENDES 2018 (Encuesta Demográfica de Salud y Familia).


!Spoiler alert! Uno de estos métodos no es considerado como método anticonceptivo por el Minsa.


Usar métodos anticonceptivos es importante porque…


En primer lugar, por la necesidad y la problemática del embarazo no deseado. Nuestro amigo Cesar Cortez, psicólogo especialista en sexualidad, indica que el 13% de menores de 18 años quedan embarazadas, cifras que no han variado en los últimos años.


El embarazo a temprana edad es una problemática social porque perjudica el cumplimiento de los planes de vida de los adolescentes y es una razón importante para la deserción escolar. “Si las y los adolescentes no culminan su formación educativa, los ubica en el círculo de pobreza nuevamente”, comenta Cortez, también encargado del programa para adolescentes y jóvenes del Centro Juvenil Futuro de Inppares.


Otra razón importante es que ayuda al Estado para disminuir el % de las muertes maternas. De todas las muertes maternas del 2018, el 52.7% fueron jóvenes y adolescentes menores de 30 años señala la obstetra y trabajadora del Minsa, Doris Luján.


Ahora que sabemos todo esto, checa si tu fórmula infalible anti bebés está en el top 5 de la ENDES 2018:


*valores de eficacia y características de los métodos según MINSA/ Normas técnicas de salud y planificación familiar. http://bvs.minsa.gob.pe/local/MINSA/4191.pdf


Analicemos los métodos…

Comencemos por el último de la lista: el Retiro. Para que quede claro, nadie lo recomienda. ¡Este método no funciona!


Es popular porque muchos adolescentes dicen que lo usan y les ha ido bien, lo comentan a sus amigos y el resto lo toma como una guía. “Esto funciona. Retirarlo antes de venirse funciona”, suelen decirle a Luján cuando van en busca de una prueba de embarazo. Si a muchos chicos “les fue bien” con esta forma de protección, es porque quedarse embarazada es incierto. “Te puedes embarazar tanto en el primer encuentro sexual como en el décimo. También se debe saber que  la gente no cuenta los embarazos que fueron producto del método del retiro y no están informados del alto porcentaje de falla”, puntualiza la obstetra Luján.

“Antes recibíamos más embarazos no deseados por el método del ritmo. Hasta el año pasado recibíamos muchas equivocaciones y culpaban al método del ritmo o de la menstruación. Desde este año en adelante, la mayoría son por este coitus interruptus. Y les sale positivo cuando se hacen la prueba del embarazo”, indica Cortez.


Sobre las esterilizaciones femeninas, no es el método de elección por la edad de las pacientes. El principal motivo es que hay mucho porcentaje de arrepentimiento. Doris Luján nos cuenta que “primero dicen que no quieren más hijos porque tuvieron un parto traumático, por ejemplo. Luego se arrepienten, principalmente, porque quieren darle un hijo a su nueva pareja”. Las mujeres que más lo usan son mayores de 40 años y no está recomendado a mujeres menores de 25 años.


El método de la abstinencia periódica o ritmo es un método tradicional y es solo para las parejas que conocen su cuerpo, su periodo, sus tiempos y tienen un respeto mutuo. No puede haber deslices con las calenturas fuera del calendario estipulado. Aun así hay un 5% de falla, te informa la obstetra.

Los condones han pasado a un segundo plano porque los mitos de siempre persisten. Cortez, que bordea los 35 años, recuerda que las críticas que se le hacía a los preservativos en su época de colegial son las mismas que escucha ahora que educa en sexualidad. “Que no se siente igual, huele feo, huele a látex y que no es lo mismo”, recuerda.


Sin embargo, Cortez repasa la serie de opciones que hay en el mercado “para erotizar el método anticonceptivo y que sea parte del momento placentero que los jóvenes y adolescentes buscan”. Condones con sabores y olores, sensitivos, con diversas texturas o anatómicos. “Un ejemplo sería el condón sensitivo, que es menos grueso y consigues mayor sensibilidad. ¿Quiénes informan eso? Pocas personas”, agrega el psicólogo sexual. Por su parte, Luján señala que es el único método que tiene doble protección. Te protege de salir embarazada y de las ITS (infecciones de transmisión sexual).


El Ministerio de Salud ahora está obligado a repartir tanto el condón femenino como masculino totalmente gratis.Y, por favor, despójate de la idea de que las ITS solo son para la población LGTBIQ+ o las trabajadoras sexuales. Cortez derriba los prejuicios y señala, desde su experiencia, que Inppares atiende “muchísimos casos” de infecciones como verruga genital y sífilis entre estudiantes y universitarios. “La gente sigue creyendo que las ITS no le pasan al común de las personas”, subraya.


En cuanto a las inyecciones, es un método que las jóvenes prefieren sin tener en cuenta su efectividad. “Durante nuestras intervenciones, ellas eligen las inyecciones por temor a su familia. La mayoría que comenzó con las pastillas, tenían miedo a que las encuentren. A las que descubrieron, les dijeron de todo.  Ya sabes que las familias entran a los cuartos, limpian y buscan por todos lados. Más aún cuando tienes enamorado y sospechan de algo.


Las chicas que nos llegaron a la consulta dijeron que la inyección era ‘la salida’ para que estén protegidas durante un mes o tres meses según lo que hayan elegido”, afirma Cortez.Por ello, buscan una medida de protección que sea fácil de esconder y que sus familias no noten que se han iniciado sexualmente. “Les da autonomía a las mujeres, solo tienen que ir cuatro veces al año y no dejan huella”, concuerda la obstetra Luján.

Sobre el bonus…

No es parte del paquete de planificación familiar. Es un método que se debe usar en situaciones de emergencia (como cuando se te rompió el condón, no seguiste con rigor el método de la pastilla y tuviste sexo) o cuando la mujer fue víctima de abuso sexual. Son situaciones que están contempladas en la norma técnica para el uso de este anticonceptivo pero esta información no se transmite, no se comparte.


Cortez se sigue sorprendiendo cada vez que va a informar  a los colegios sobre el paquete de planificación familiar pues “la gente piensa que el AOE es un método  anticonceptivo regular”. La idea de que puedes tener relaciones sexuales y tomar la pastilla después le ha dado su nombre coloquial: píldora del día siguiente. El psicólogo señala que “no es para que lo uses todos los días”.


Su mal uso junto con el concepto errado de que esta pastilla es abortiva, genera que en muchos colegios se prohíba hablar de ella y se genere un círculo de desinformación. “Muchos creen que saber de esta opción va a hacer que los jóvenes tiren y al día siguiente tomen su pastilla sin que pase nada. Esto no va a cambiar si es que lo seguimos llamando “pastilla del día siguiente”, afirma Cortez.


Puedes combinar los métodos y disfrutar de cada una de sus ventajas. Pero recuerda que cada goce tiene su responsabilidad y cada pro su contra. Elige a conciencia y disfruta sin miedos de tus más bajos instintos.